Aprovechar las reformas para aislar

  • Aprovechar las reformas para aislar

Muchas veces, los propietarios no ven la necesidad de aislar correctamente el edificio. Los aislamientos no son visibles y no solucionan ninguna necesidad inmediata de la vivienda, como puede ser arreglar una gotera o un grifo. Sin embargo, un buen aislamiento tiene muchas ventajas, sobre todo en cuanto al gasto en calefacción y refrigeración, que se reduce considerablemente.

Ventajas de aislar la vivienda

Para tener la misma temperatura, una vivienda aislada necesita mucho menos gasto de energía que una no aislada, de ahí que el aislamiento se tenga muy en cuenta cuando se hacen las revisiones para la certificación energética de un edificio. Si el aislamiento es bueno, tenemos muchas más posibilidades de que la calificación sea alta y poder vender o alquilar mejor nuestra vivienda. Unas goteras, una ventana rota o un grifo que gotea pueden ser una buena oportunidad para hacer reformas que mejoren el aislamiento de la vivienda. Como de todas formas tenemos que hacer obras, aprovechamos también para aislar. Así sale más barato y no hay que hacer varias reformas en un mismo elemento de la vivienda.

Sustituir las ventanas. Si hay que cambiar las ventanas, podemos aprovechar para colocar ventanas con unidades de vidrio aislante, es decir, de doble acristalamiento. Lo ideal es que tengan vidrio bajo emisivo y marcos con rotura de puente térmico, que son muy eficientes energéticamente.

Obras de fontanería. Si necesitamos cambiar las tuberías de agua caliente o reparar alguna que esté rota podemos aprovechar para aislarlas correctamente. De esta forma perderán menos calor y se necesitará menos energía para poner el agua a la misma temperatura que antes.

Reparación de goteras y humedades. Ya que tenemos que reparar y levantar el tejado, podemos realizar también la rehabilitación térmica de la cubierta y su aislamiento. Al hacerlo a la vez, el ahorro es bastante más grande que si lo hacemos por separado.

Lavado de cara del edificio. Podemos aprovechar las obras de pintura y mejora de la fachada para introducir elementos aislantes. Actualmente hay algunos materiales que no requieren mucha obra y que se colocan fácilmente, por lo que puede hacerse casi a la vez que la pintura o las reparaciones.

By | 2017-04-04T14:13:40+00:00 enero 23rd, 2014|Notícias|3 Comments

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies